Cyclamen, flores de invierno

Su centro de Jardinería en Valencia Tot en U, dispone de todo un surtido de ‘plantas estrella’ para que alegren con el colorido de sus flores desde el otoño hasta bien entrada la primavera. Una de estas plantas que hoy seleccionamos para disfrutarla en estas singulares fechas del año por su colorido es el Cyclamen persicum, que podemos disfrutarlo tanto en el interior como en el exterior de nuestro hogar.

El Cyclamen persicum es el nombre científico de esta planta que popularmente se la conoce bajo nombres como ‘Ciclamen’, ‘Violeta de Persia’ y ‘Violetas de los Alpes’ principalmente. Pertenece a la familia de las Primulaceae (Primuláceas), siendo originaria de las zonas de Persia, Oriente Medio, Grecia,… también crece en Los Alpes de Europa, por eso se le hace referencia a uno de sus nombres comunes más populares.

Planta de Cyclamen persicum en Tot en ÚEl Cyclamen persicum lo podemos encontrar en nuestro centro de Jardinería en Valencia Tot en U, en diferentes presentaciones. La más popular en macetas de 13 a 15 centímetros de diámetro desde principios de otoño hasta bien entrada la primavera. En cuanto a su exposición, en el interior de nuestro hogar debe gozar de la máxima iluminación y a ser posible en lugares frescos o lejos de las fuentes de calor como es la calefacción. Además tanto en el jardín público como privado, el Cyclamen permite crear zonas de flor desde otoño hasta bien entrada la primavera. Si a ello, se le suma la posibilidad de mantenerse durante varios años en el mismo lugar, la hacen como una de las más interesantes como planta de flor al permanecer en estado durmiente durante la estación cálida y seca y brotando con el descenso de las temperaturas y el comienzo de las lluvias. En el caso de zonas muy cálidas, debemos buscarle una ubicación de media sombra para mejorar la calidad de sus flores.

El Cyclamen persicum, puede alcanzar entre 30-40 cm. de altura y se presentan en una amplia gama de colores que van desde el blanco al rojo, pasando por rosas, púrpuras, salmón,… Sus hojas también son muy atractivas tanto en su forma acorazonada como por sus manchas plateadas que forman diferentes dibujos.

Es muy importante que el riego sea moderado y se haga desde abajo, por capilaridad, sin mojar el follaje y las flores a ser posible. Debe tener buen drenaje, que la tierra sea ligera y que tenga buena aireación. En cuanto al abonado debemos añadir cada 15 ó 20 días un fertilizante líquido al agua de riego en el período de crecimiento y floración que sea equilibrado.

Enfermedades del Cyclamen

En cuanto a enfermedades del Cyclamen podemos encontrarnos si hay excesiva humedad con la Botrytis cinerea que reconoceremos si en los peciolos de las hojas y en los pedúnculos de las flores se desarrolla una especie de moho. Otro hongo sería el Oidium presente si observamos manchas en forma de polvillo blanco. Otros hongos, aunque menos frecuentes pueden dejar manchas en las hojas y secarlas como los del género Phyllosticta, el Gloeosporium cyclaminis (Antracnosis). Si vemos amarilleo, marchitez y desecación de las hojas, flores y capullos, el causante es el hongo Fusarium oxysporum. Todos ellos pueden tratarse con fungicidas de forma preventiva y curativa.

Flores de Cyclamen

Si tuvieramos la mala suerte de que la planta enfermara por la bacteria Erwinia carotovora, deberíamos desecharla y desinfectar la tierra. Los síntomas son que las hojas viejas se marchitan y caen, las nuevas se reblandecen y acaban por pudrirse como el centro del bulbo. También hay varios hongos como el Pythium y la Rhizoctonia que pueden pudrir las raíces y el cormo del Cyclamen; como consecuencia, las hojas se secan y arrugan.

Plagas del Cyclamen

También en el Cyclamen persicum podemos encontrar algunas plagas. Si las hojas se tornan de un color rojizo con numerosos puntitos negros, estaremos ante la picadura de Trips. En el envés de las hojas podemos también encontrar mosca blanca.

Si las hojas se deforman los ácaros Steneotarsonemus palidus producen con sus picaduras la deformación de las hojas jóvenes y de los botones florales. Si encontramos hojas roidas por los bordes estaremos ante un escarabajito llamado Otiorrhynchus rugosostriatus, sus larvas viven en tierra royendo las raíces, así como el bulbo tuberoso, hay que pulverizar con malation u otros fosforados. Las orugas si aparecieran combatirlas con lindano. Si utilizamos insecticidas y acaricidas de forma preventiva no debemos tener ningún problema para mantener nuestra planta en perfecto estado.

En su Centro de Jardinería en Valencia Tot en Ú además de la planta encontrará el sustrato, fertilizante, fitosanitario, maceta,… más adecuado para el cultivo del Cyclamen persicum.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies